Saltar al encabezado Saltar al contenido Saltar al pie de pna

Más ideas

< regresar a artículos

Adelante, cuenta con papá

Las cosas que te salen naturalmente pueden no ser tan naturales para el papá. Aquí te damos una lista que puede ayudarte a trabajar en equipo.
Opiniones: 0

Ayúdalo a ayudarte

Desde las compras de alimentos hasta la limpieza, el lavado de la ropa y la planificación del menú, todo lo que antes recaía en ti va a requerir apoyo por parte del grandote.

Todas las madres necesitan saber que van a contar con un respaldo. Cuando tienes la tranquilidad de que todos los detalles están bajo control, alimentar a un bebé con un apetito voraz cada cuatro horas será menos agotador. Aquí te damos un listado de las cosas que pueden implementar más temprano que tarde en tu casa:

  • Evita el hambre

El bebé comerá, pero ¿y ustedes dos? Si te ocupas de la mayoría (bueno, de toda) de la preparación de las comidas en tu casa, tu esposo puede acabar esperando un poco de leche materna. Prepara una lista de alimentos y elementos indispensables y, si tienes la energía, trata de organizarla por sector (sabes que conoces la tienda de memoria) para que él encuentre fácil y rápidamente. Los detalles son buenos; dejan menos margen de error y él se sentirá como un héroe.

  • Volver a lo básico

Este es el momento ideal para que el gurú de la electrónica de tu esposo aprenda electrodomésticos 101. Deja que lave y seque una carga de toallas, que caliente las sobras en el microondas y que use el lavavajillas (aunque termines con un Tupperware derretido si no le dices que no lo debe colocar en el canasto inferior). Y no olvides señalar la importancia de terminar con una labor; lavar la ropa es maravilloso, pero la tarea no termina hasta que saca la ropa de la secadora, la dobla y la guarda.

Dinero, dinero, dinero: ¿Tú manejas las finanzas de la casa? En ese caso, es posible que las cuentas no se paguen cuando estés mareada por la falta de sueño. Es mejor comenzar a prepararte para esto durante el último trimestre para que él se acostumbre a revisar las cuentas y conciliar la chequera. Si no pagas las cuentas en línea, abre todas las cuentas en línea que puedas, para que sólo sea cuestión de visitar un sitio web, ingresar los números y hacer clic en "pagar".

  • Trabajo en equipo

No se trata sólo de lo que el papá debe hacer. Sólo porque estás amamantando, no quiere decir que el papá no puede ayudar a alimentar al bebé. Considera la posibilidad de usar una bomba de extracción y dejar que él se ocupe de alimentar al bebé en medio de la noche para que tú puedas descansar. Es una buena oportunidad para que fortalezca el vínculo con el bebé y sentirá que está haciendo un aporte al permitirte descansar.

  • Demostrar tu agradecimiento

Lo que debes recordar es lo siguientes: a los hombres les gusta descubrir las cosas por sí mismos, pero en el fondo agradecen tus sugerencias. Así que trata de no impartir órdenes cuando le des instrucciones. Dedica tiempo a hablar, para que pueda expresar lo que le preocupa y para que puedas decirle de qué esperas que él se ocupe en la casa mientras te adaptas a este nuevo rol.

Recuerda, los dos pueden ser novatos en esto de ser padres, pero los dos son parte del mismo equipo. Demuéstrale que agradeces su esfuerzos, incluso si no hace las cosas del todo bien llegado el momento, y acepta que está haciendo lo mejor que puede, como tú haces siempre.

Y nunca se sabe, ¡quizás le guste tanto alguna de estas tareas que tú nunca tengas que volver a hacerlas!

Soñar no cuesta nada, ¿verdad?

De: Elizabeth Weiss McGolerick

Un artículo de

Ingresa para ganar puntos de premio