Saltar al encabezado Saltar al contenido Saltar al pie de pna

Cambiando todos los días

< regresar a artículos

Datos interesantes de la parte baja

¿Hemorroides? ¿Constipación? ¿Gases terribles? Nadie dijo que el embarazo siempre es propio de una dama. Obtén datos interesantes sobre esas cosas sobre las que es tan difícil hablar y ni hablar de experimentarlas.
Opiniones: 0

El embarazo cambia todo tu cuerpo, incluyendo tu sistema digestivo. Incluso antes de que la prueba de embarazo dé positivo, puedes notar que tu estómago está más sensible de lo normal. Durante los siguientes nueve meses, vas a experimentar más cambios. Comprenderlo puede ayudarte a manejarlo.

De acuerdo. Fui yo. El embarazo también ralentiza el proceso digestivo. Eso ayuda a qué tú y el bebé absorban más nutrientes de los alimentos, pero también permite que los alimentos fermenten en tu estómago durante más tiempo. Y como una cerveza que ha sido sacudida, toda esa fermentación puede hacer que los gases se acumulen. Si las flatulencias son un gran problema, es aconsejable tomar un complemento dietario antigases a base de encimas o medicamentos antigases de venta libre.

Entonces, ¿por qué no puedo hacer? La digestión lenta puede provocar constipación, que a su vez puede provocar hemorroides. Las hemorroides son venas y tejidos conjuntivos alrededor de la abertura del recto que se inflaman. La presión del peso del bebé al final del embarazo también puede ser un agravante. Ten cuidado de no forzarte ni de permanecer demasiado tiempo en el baño; si no ocurre nada, inténtalo más tarde y pídele a tu médico que te recomiende o te recete un ablandador de materia fecal.

Ayuda para el dolor de... Podrás prevenir (o al menos posponer) las hemorroides incorporando mucha fibra a tu dieta; los expertos recomiendan entre 25 y 35 gramos diarios durante el embarazo. Beber mucha agua y hacer una caminata después de comer también puede ayudar a mover tu sistema digestivo.

En caso de hemorroides severas, prueba sentarte en la bañera con agua tibia y una taza de bicarbonato de sodio. También es seguro utilizar ungüentos y las toallitas medicadas para las hemorroides durante el embarazo. Y vaya si pueden ser realmente útiles.

Sandy y Marcie Jones son las autoras de Great Expectations: Your All-in-One Resource for Pregnancy & Childbirth (Grandes expectativas: Tu recurso integral para el embarazo y el parto). Pide una copia en Barnes & Noble

Un artículo de

   
Tamaño del texto + -
Ingresa para ganar puntos de premio