Saltar al encabezado Saltar al contenido Saltar al pie de pna

Tiempo para mí

< regresar a artículos

COMO ENFRENTARTE A LA PRIVACIÓN DEL SUEÑO | HUGGIES®

Antes, trasnochabas porque estabas de fiesta. Ahora te trasnochas porque estás dando de lactar al bebé. Tal vez estás un poco cansada. Estas mamás tienen consejos para que dures toda la noche – y el día también.
Opiniones: 0

COMO ENFRENTARTE A LA PRIVACIÓN DEL SUEÑO

Antes, trasnochabas porque estabas de fiesta. Ahora te trasnochas porque estás dando de lactar al bebé. Tal vez estés un poco cansada. Estas mamás tienen consejos para que dures toda la noche – y el día también.

Mantente entretenida. “Al principio, mi hijo no tenía hora fija para dormirse. Me tocaba pasar la noche entera con el bebé viendo programas de televentas. Decidí grabar películas durante el día por si me tocaba trasnochar - películas tontas pero amenas, a las que no me importara dejar por la mitad si, por fin, se quedaba dormido el bebé. No hay nada como una comedia romántica para mantener la cordura a las tres de la mañana”.
—Lynne McMillen, madre de un niño, Bothell, Washington

Mantente activa. “Seguí trotando después de tener a mi segunda hija. Aunque parezca una locura los ejercicios hacen que te sientas vigorizada y cuando eventualmente logras dormir, tu sueño será de calidad. ¡Hasta un paseíto matinal te hará bien!”—Lori Rosner, madre de dos, Ewa Beach, Hawái

Si no te sientes bien, finge. “Encuentro tiempo para poder maquillarme un poco. Te hace sentir mejor y más organizada. Más que todo te evitas esa horrible sensación de mirarte en el espejo y ver la imagen de una fantasma”.
—Mindy Airhart, madre de dos, New Orleans, Louisiana

Échate una siesta. "El día en que traté de cepillarme los dientes con crema para hemorroides fue cuando me di cuenta de que mis mellicitos me había convertido en una mamá zombi. Después de varias tazas de café, volaba por la casa limpiando, lavando ropa y platos como toda una diosa doméstica. Comencé a echarme unas siestas de una hora, de una a dos veces por día. Después me sentía como nueva. ¡La ropa puede esperar!”
—Erin Best Margolin, madre de dos, Fairway, Kansas

Agótalos. “Tanto mi esposo como yo nos hemos quedado dormidos en el suelo esperando a que se durmieran los niños. Ahora, si se despierta el bebé durante la noche, lo alimento, lo cargo o lo arrullo. Ya después es cuando lo vuelvo a acostar. Mejor esto que esperar a que se le ocurra dormirse solito”.
—Jennifer Igney, madre de dos hijos, Goshen, Indiana

Trabaja en equipo. "Mi hija apenas comenzó a dormir toda la noche después de cumplir el añito. Como muchas otras parejas, mi esposo y yo nos turnábamos la alimentación durante las madrugadas. De esa manera, cada cual lograba dormir más tiempo. ¡Recuerden que están en esto juntos!”
—Alanna Windham, madre de un hijo, Brookhaven, Mississippi

Un artículo de the HUGGIES® Brand

   
Tamaño del texto + -
Ingresa para ganar puntos de premio